Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación del usuario. Si continúas navegando por nuestra web estarás aceptando el uso de cookies en las condiciones descritas en nuestra política de privacidad.
OK, Acepto

Jugando con Legos: 3 beneficios para el desarrollo de los niños

Lego, ladrillos y edificios: la mayoría de nosotros crecimos con estos juguetes y quizás algunos de nosotros, incluso si somos adultos, guardamos una caja en algún lugar y un buen recuerdo en el corazón. ¿No es así?

calendario Mar. 20, 2020
comentario 0 comentarios

 

De entre los muchos juguetes que pudimos haber tenido de niños, todavía recordamos hoy esos ladrillos verdes, amarillos, rojos y azules. Esto debería hacernos entender el importante papel que las piezas de Lego "juegan" en el crecimiento y desarrollo del niño. Se puede decir por tanto, que jugar con las piezas de Lego es bueno para nuestros pequeños.

 

Según varios estudios, los niños de hasta 8 años aprenden principalmente a través del juego y, en el caso particular de las construcciones, ayudan a estimular la creatividad, la imaginación y la resolución de problemas.

 

Dicho esto vamos a ver los 3 beneficios para el desarrollo de los niños:

 

 

 

 

 

Estimular el pensamiento matemático

 

Construir torres, puentes, plataformas y varios personajes ayuda al niño a comprender el espacio, las cantidades, las dimensiones, las proporciones y la simetría. Jugando con ladrillos, los niños hacen ejercicios de equilibrio, experimentan con formas y aprenden a organizar y dividir. Por eso, en muchos jardines de infancia, los Legos están presentes no sólo como un juego, sino también como un método de aprendizaje divertido.




Mejorar la autoestima y aumentar la confianza

 

Para un niño, armar pequeños pedazos de Lego para crear algo concreto puede resultar difícil. El logro de esta tarea se convertirá en una fuente de satisfacción para ellos, quienes con una sonrisa mostrarán orgullosamente su trabajo completado.  Esto tiene un efecto extremadamente positivo en la autoestima del niño y aumenta la confianza en sí mismo. 



 

 

 

 

Desarrolla la socialización, el intercambio y la comunicación

 

Con Lego también puedes jugar en grupos tanto en casa como en jardines de infancia lo cual es un excelente ejercicio de socialización. Al trabajar juntos en una construcción, los niños deben estar de acuerdo con la idea del juego que se va a desarrollar, deben respetar los cambios, aprender a comunicarse, a expresarse y a compartir tanto roles como responsabilidades. Sólo así comprenderán que juntos pueden alcanzar un resultado común y tendrán una experiencia social agradable. Visita nuestra web

Posts relacionados

¿Qué hay que saber antes de viajar con niños por Europa?

Feb. 28, 2019
Ruth López
0 comentarios
...

Billund, la casa de Lego

Abr. 12, 2019
Ruth López
0 comentarios
...

Comentarios (0)

Tienes que iniciar sesión para poder comentar!